En los centros de día para mayores en Zamora como el nuestro, ponemos todo nuestro conocimiento y experiencia al servicio de las personas que atendemos. Uno de los temas que requieren especial cuidado es el control de la tensión arterial.

La hipertensión suele ser una patología bastante habitual en las personas de la tercera edad, de ahí que haya que estar muy atento con este asunto. Es importante recordar que la tensión tiende a aumentar a medida que vamos cumpliendo años. Cuando nos hacemos mayores, las cifras habituales de la tensión arterial suelen ser superiores a 90mmHg de mínima y 140 mmHg de máxima. Esta última es la que exige mayor vigilancia.

Como uno de los centros de día para mayores en Zamora de referencia, queremos informarte de que alrededor del 50 por ciento de las personas de la tercera edad tienen hipertensión. Se trata, sin duda, de una cifra considerable. Estamos ante una dolencia de tipo crónico que supone un riesgo cardiovascular. Esta enfermedad suele relacionarse con la hipercolesterolemia y la diabetes tipo 2.

¿Por qué aumenta la tensión arterial con los años? Esto se explica porque las paredes arteriales se endurecen según nos vamos haciendo mayores. Ya no son tan elásticas, pero sí más resistentes al flujo sanguíneo. La consecuencia es que el corazón debe bombear la sangre con más potencia para su correcta circulación.

Si estás interesado en saber más acerca de los servicios que ofrecemos o quieres conocer nuestras instalaciones, solo tienes que comunicarte con Centro de Día Zamora I.