Como uno de los centros de la tercera edad de Zamora queremos dedicar esta nueva entrada del blog a un tema sensible pero que afecta a muchos de nuestros mayore cuando alcanzan cierta edad: la demencia.

 

La verdad es que un centro como el nuestro puede ser la alternativa ideal para las personas que necesitan atención especializada porque padezcan por ejemplo demencia senil. No se trata de una enfermedad específica, sino de un deterioro generalizado de la capacidad mental asociado al deterioro de las células del cerebro. Una situación que inevitablemente interfiere en la vida diaria. En el Centro de Día Zamora 1 te recordamos que, dentro de las demencias, la enfermedad de Alzheimer es la manifestación más común. De hecho, representa entre el 60% y el 80% de los casos. Por otro lado, tras un accidente cerebrovascular se puede derivar una demencia vascular.


La demencia se manifiesta a través de varios síntomas como la pérdida de memoria, las dificultades para comunicarse o concentrarse o el deterioro de la percepción visual. Habitualmente, la demencia senil es algo progresivo. Por eso, como uno de los centros de la tercera edad de Zamora, te insistimos en que es básico buscar ayuda especializada cuanto antes. En nuestro centro mantenemos a nuestros mayores activos con actividades de estimulación cognitiva y de memoria. Para diagnosticar la demencia senil no se recurre sólo a una prueba, sino que lo que se hace es evaluar también la historia clínica de la persona. Determinar si se padece o no demencia no suele ser complicado, pero sí lo es concretar de qué tipo se trata.